A veces pasa…


A veces pasa que la vida te pasa y un día genial se convierte en un día de mierda en cuestión de unos pocos segundos, pero también puede suceder que un día de mierda puede convertirse en una noche maravillosa de un segundo para el otro y eso es lo mágico de la vida.
¡Feliz primer sábado de enero, gente!
Disfruten mientras dura lo lindo y, si están pasando un día de mierda, tengan esperanzas de que hasta lo peor se puede transformar en algo bueno antes de que se den cuenta!
Chin chin!

Anuncios

#TengoAntojoDe un poco de poesía…


Princesa

Me imaginabas sensual, a la luz de las velas, recorriendo tu piel con mi voz, haciendo que vibres con mi mirada de luna.
Me sentías perfecta con tus manos seguras recorriendo mi cuerpo de doncella; blanca como una flor, fría como la porcelana, frágil como el cristal, sutil, serena.
Me soñabas con la voz de la más dulce sirena, dulce pero hipnótica, hipnótica y etérea.
No despiertes, no abras los ojos, no me veas. Sigue soñando, tú sueña. Más aún, soñemos los dos con esa princesa.

Teatro

Quise creerte ese beso, esa mirada, ese mensaje de buenos días. Te quise creer la caricia con el dedo pulgar sobre mi mejilla, el abrazo para abrigarme del frío, las palabras de aliento cuando me siento ínfima, pequeña, diminuta, insignificante en un mundo de gigantes.
Fuiste un te amo sin amor, un te espero sin tiempo. Fuiste un no sos vos, soy yo.
No fuiste sincero, pero no me sorprendió. Ya no me sorprendió.
Se abre una vez más el telón, se acomodan los personajes prontos a salir al escenario, esperando su pie. ¿Cuándo es mi turno de actuar? No estoy en la escena, las luces no tocan mi rostro, no puedo hablar, no debo, no está en el guión.
Silencio, oscuridad, fin de la escena, se cierra el telón.

Eco

Risa que resuena en mi mente, eco de un eco anterior, vestigio de un pasado que se ha ido y no regresa. Silencio. Más silencio. Muerte. Beso. Resurrección.

Insomnio

Cada noche que pasa y no puedo dormir, me pregunto si hay alguien que en verdad piensa en mí, que me piensa o me sueña, que me espera y me anhela…
No quiero ser la mujer de sus sueños, sino quien comparte sus noches de insomnio.
Pero mientras tanto esta noche lo espero, como todas las noches, en la esquina de Magia y Deseo para soñarnos una vez más hasta que salga el sol.

Resabios…

Me supe sola y eché a llorar, canté con bronca esa canción que solías cantarme, busqué en los cajones las fotos del pasado, recorrí en mi mente los momentos que vivimos juntos y aunque suene loco en mi soledad te tuve más presente que nunca… Otra noche que pasa, otro día que se apaga ante mis ojos y vos ya no estás para contarte lo poco o mucho que disfruté de mi vida esta tarde… Me supe sola y eché a llorar, ¿qué se le va a hacer? uno no escoge qué sentir.

Ven

Ven, la noche es nuestra si así lo queremos, recorramos la ciudad sin miedos, contando cada esquina con un beso y perdiéndonos en la oscuridad…

Costesía de http://eugebartolome.blogspot.com.ar/

#2014 in review – #NoSoySoloUnParDeGomas


The WordPress.com stats helper monkeys prepared a 2014 annual report for this blog.

Here’s an excerpt:

A San Francisco cable car holds 60 people. This blog was viewed about 470 times in 2014. If it were a cable car, it would take about 8 trips to carry that many people.

Click here to see the complete report.

#SeVieneEl2015Y este es mi #Balance del 2014


Bueno, ya casi estamos, ya casi se termina el año, otro año más que se va, que pasa… Esto me puso a pensar en las personas que hasta hace un tiempo atrás eran parte de mi vida cotidiana y ahora ya casi no recuerdo el tono de sus voces o el color de sus ojos… Ahora son simplemente recuerdos, lindos recuerdos, pero nada más. También están las personas que en ese entonces no conocía y ahora no solo forman parte de mi vida sino que se han ganado un lugar importante en ella. El tercer grupo es probablemente el más importante, el que integran esas personas que siempre han estado, casi desde el principio de los tiempos, en las buenas y las malas, soportando mis quejas constantes y disfrutando de mi buen humor… A todos les debo un GRACIAS enorme, porque todos tienen algo que ver con la persona en la que me convertí (sí, háganse cargo, carajo!)

Ahora bien, hay cosas que no voy a extrañar del 2014, por ejemplo:

El calor del orto que hizo todo el mes de enero

El DILUVIO de febrero

Los sábados que madrugué para ir a la facultad

Los viernes que me dormí temprano porque al otro día cursaba

El frío que hacía en el edificio de la Escuela Normal

El calor que hacía en el Anexo

Las galletitas húmedas y el café frío del recreo

El paseo por el asfalto colgada de mi bolso que me dio el motochorro a fines de agosto

El dolor de cuerpo del día siguiente al robo

El calor veraniego (y fuera de temporada) que hizo en septiembre y octubre

El caos en los supermercados por las fiestas navideñas

Que el día con más visitas en este blog haya sido el día en que hice un post con una foto mía en bikini ¬¬

Las cosas feas que vivieron mis seres queridos 😦

Pero claro está que no todo es malo, hay cosas positivas, cosas lindas que nos deja este año y que se van a grabar en nuestras memorias, por ejemplo:

Haber vuelto a la facultad con mi grupo de colegas amigas

Aprobar las materias que cursamos

Recibirme de maquilladora

Mudarme sola

La noticia de que iba a volver a ser madrina

Las emociones del mundial de fútbol en Brasil

Las miles de cábalas antes de cada partido

La unión de un país alentando por la misma camiseta

Los festejos en la plaza, cantando y saltando de alegría

La frase “Hoy te convertís en héroe”

Romero atajando los penales

ARGENTINA FINALISTA DEL MUNDIAL DE FÚTBOL (se me piantó un lagrimón)

Supongo que todos tenemos una lista (física o mental) del año que se termina, para algunos fue más lo positivo que lo negativo, para otros al revés, para otros quizás haya sido más parejo el balance. Lo importante es que recordemos que el año que viene puede ser todo lo que soñemos, siempre y cuando no nos quedemos dormidos y trabajemos para lograr nuestras metas.

Saludos y ¡FELICES FIESTAS!

Prometo que el año que viene…


Hay gente que se piensa que una no duerme y se va de joda por ahí solamente porque es viernes por la noche y una es joven y bella… bueno, ¡no! Las lindas también dormimos. Y ya sé que son las 4:32 am y yo estoy despierta escribiendo una entrada en mi blog así muy loser, pero bueno, a veces no me dan ganas de salir y que sea viernes me la fuma (siempre muy fina yo). A veces está bueno tomarse el tiempo para tirarse en el sofá y mirar el techo y buscar figuras en la madera. A veces está bueno mirar una película dramática y llorar sola y sin consuelo. A veces eso te hace sentir bien o valorar lo que tenés, a diferencia de las comedias románticas que te deprimen mostrándome todo lo que un tipo puede hacer por una mina cuando está enamorado y que nadie nunca hizo por vos (nota a mis exs: LOS ODIO). Acabo de mirar una película sobre una mujer joven que tiene esclerosis múltiple y cuando terminé de llorar pensé dos cosas. Por un lado en lo afortunada que soy de no tener esa enfermedad y por el otro “¿Qué carajos estoy haciendo de mi vida?”. No soy mucho más joven que la mujer de la película y eso me hizo pensar que quizás debería animarme más a hacer lo que me gusta. Dentro de 11 días termina el año y está de moda proponerse metas… Para variar no pensaba hacerlo, ya sabrá cómo me siento en relación a las “tradiciones”, pero esta vez voy a hacer una excepción. En 2015 voy a escribir una entrada por semana y voy a empezar a trabajar en un libro de cuentos que tengo pensado hace mucho tiempo pero no me animaba. Bueno, a la mierda los miedos, tengo que aprovechar mientras tenga manos que me respondan para tipear y ojos que puedan leer… Así que lo lamento por ustedes, pero probablemente tengan noticias mías más seguido el año que viene…

Bueno, los saludo y me voy a dormir. No, no salgo esta noche y lo bueno es que no siento ni un ápice de culpa.

¡Felices fiestas!

Pd: en mi casa no hay arbolito porque esa tradición me parece una mierda, como comer frutas secas en verano y Papá Noel con bufanda. #BoludecesNO

Cosas que quiero evitar


Hay cosas que quiero evitar. Algunas son comunes a cualquier homínido, como las largas colas del banco, los viajes en colectivo de línea en pleno verano o quedarme sin hielo para el fernet. Hay otras cosas, por otro lado, que quizás no sean tan comunes. He aquí una lista de ejemplos:
Que el volumen de la tele o el reproductor musical que esté utilizando termine en 0 o 5, a menos que sea 15 lo cual está bien porque es mi fecha de cumpleaños, obvio.
El sol en verano, ya que me llena de pecas y me arruga la piel y no está en mis planes parecer una uva pasa cuando cumpla 50 (o antes).
Que los billetes se doblen, arruguen o desordenen en la billetera, por el contrario, tienen que estar de menor a mayor, todos mirando para el mismo lado.
A los tipos que se llamen Martín, en general, cualquier Martín, solamente por llamarse así está descartado como pareja. Y si estudia ingeniería, también, se llame como se llame.
Las canciones de Arjona, Maná y Tan Biónica, en ese orden (que coincida con el orden alfabético es mera coincidencia).
Las películas de Nicolas Cage, que es el Sebastián Estevanez de los norteamericanos.
Las películas europeas en general.
El helado con mantecol.
El mantecol con cualquier otra cosa.
Los videojuegos, a menos que consiga que me paguen como tester porque cuando me envicio, se va todo al carajo.
Margarita frozen.
LA canción del verano.
Jugar juegos de mesa con gente que no entiende lo mucho que me molesta perder.
La fatiga, así que mejor me voy a dormir.
Chau

image

Todo por un clic


No sé por qué me sorprendió, era cantado. ¿Acaso no tiene Tinelli uno de los ratings más altos del país? ¿Y qué es ese programa sino un desfile de culos y tetas? Resulta que yo armé este blog hace casi dos años y el día que más visitas tuve fue cuando adjunté al final de la publicación una foto de mi bikini nueva, o sea, “tetas”. Para los que no me conocen, yo tengo la costumbre de escribir tarde, por la madrugada generalmente, desde el celular y justo antes de dormir. Cuando publico, esto directamente replica en facebook y twitter, ahorrándome la tarea de compartir después. Resulta que cuando escribí la última nota no tuve en cuenta que al adjuntar la foto al final, cuando la aplicación lo compartiera, iba a poner un gran énfasis en la foto, dejándola en primer plano. Al otro día me encontré con la sorpresa, antes del mediodía, había superado mi récord de visitas… Ok, no era un gran número para superar, ya lo sabemos, pero de todas formas no es un detalle menor.
Una trata de ser intelectual, de ser divertida, de tener chispa, de aportar a la sociedad desde otro plano y solamente le dan bola cuando muestra el escote. Muchas personas bromearon con la idea de que lo siga haciendo, que siga publicando fotos de ese estilo para atraer lectores. Lectores. Jajajaja Lectores, lo que se dice LECTORES precisamente no creo que atraiga con esas fotos. Así que no, no voy a publicar fotos. Ya sé, soy una tarada, capaz que sí, pero a mí me gusta escribir, no sé si lo hago bien o mal o regular, solamente sé que me gusta escribir y que no voy a cambiar el estilo de este blog por un par de clics, ni por cientos de clics, ni por nada. Al que le guste leer quejas, reflexiones y demás, ¡bienvenido! Al que quiera mirar tetas y culos, que prenda la tele, está lleno, ni siquiera tiene que esperar a la noche, los pasan a toda hora y casi por todos los canales. O que entre a otras páginas, hay millones de paginas que se dedican a publicar fotos y videos con contenido altamente sexual, bah, digo,no sé yo, me contó un amigo. En fin, como les decía, así está la sociedad. Es lo que hay.
Argentina, país de babosos.

Black Sheep (la oveja negra se esta volviendo gris)


Toda la vida pensé que era la oveja negra de la familia. La diferente. La distinta. La “peorcita”. La que no sabia cantar ni tocar un instrumento. La que no era buena para los deportes ni ganaba premios. La menos. Quizás por eso siempre me mantuve un poco al margen y me dediqué a leer y mirar películas y series. Me escondí tras la ficción y aprendí a hablar un idioma extranjero, tan extranjero como me sentía a veces yo misma en mi propia casa, en mi propio cuerpo.
Ya pasaron muchos años de mi infancia, pero no tantos de enfrentar mis miedos. Hace un par de noches se me ocurrió que quizás no era totalmente loco hacer alguna manualidad, después de todo mis padres son artesanos, ¿qué tan lejos podía haber caído esta manzanita del árbol? Muy lejos, es cierto, era una posibilidad entre mil. Pero dicen que la vida es un juego y que uno tiene que jugársela así que me mandé y, para mi sorpresa, no salió mal. De hecho creo que salió bien. Hice algo bien con mis propias manos. Algo simple, pero que pensaba que se escapaba de mis posibilidades. Quizás no sea artesana, pero tal vez pueda serlo si me lo propongo. Quizás pueda escribir también, como siempre soñé hacerlo. Tal vez, tan sólo tal vez, este pequeño paso haya sido uno muy importante.
Cuando era chica me sentía extranjera en mi casa, sentía que hablábamos otro idioma, que yo en algún punto sobraba. Ahora, en el capítulo 30 de mi vida, siento que por fin encajo, que soy una más del clan.
Este post no es una queja, es una reflexión, solamente por hoy voy a dejar de quejarme, de poner la vista en lo negativo y pensar que todo es posible si nos lo proponemos. Yo por ejemplo hoy me propuse no quejarme. Nailed it, bitches!

Yapa: una foto de mi primera (¿y última?) artesanía.

image

Y sí, es verano, hice una bikini… ¿qué pensaron que iba a hacer? ¿Un sweater? Pssssss

Siempre hay motivos aparentes


Motivos aparentes de llanto:
Noticias sobre enfermedades, guerras o inseguridad
Series y películas dramáticas o de comedia en las que me río hasta llorar, literalmente
Canciones románticas
Ver a Boca ganar
Ver a Boca perder
Cumplir años y sentirme mortal
Equivocarme
Darme cuenta de que no puedo arreglar algo que hice mal
Las sonrisas de mis sobrinos
Las lágrimas de casi cualquier persona
Mi saldo bancario

Motivos aparentes de enojo y bronca:
Mi falta de estabilidad laboral
Los adornos navideños
Black Friday de viernes a domingo y 3 semanas antes de la fecha real
Que la gente no sepa qué y cuándo es Black Friday (googleen por lo menos, forros)
Frutas secas en verano
Las panzonas en pupera
Las flacas con ropa 3 tallas más grande
Tatuajes de nombres de las parejas
Los “preservativos” al volante que no ponen guiño, bloquean la senda peatonal y no respetan las señales de tránsito
Que se ponga de moda el color flúor
Las pezuñas
El “algo habrán hecho”
Que Adam Levine se haya casado con otra mujer
Que esa otra mujer sea modelo
No ser modelo

Motivos aparentes de alegría y excitación:
Escuchar las palabras “a comeeeeeeer”
El cartel de descuento
Encontrar plata en carteras, camperas y jeans
Encontrar plata en general
Ver que un auto respeta la senda peatonal
Viernes, sábado, domingo, vacaciones y feriados
Caipiroska

Por algún motivo he estado llorando bastante últimamente. Tal vez sea que me estoy volviendo más sensible con el paso de los años… O capaz que me está por venir… O quizás sea la lluvia… Como sea, me pone del orto y esa es mi queja. Para que quede claro, me quejo porque puedo quejarme y me quejo de todo, porque pintó y punto. Y al que no le gusta que lea un blog que no se llame “la queja del día” porque yo seré quejosa pero al menos soy coherente. Bueh, creo… Ay, no sé! Lloro!!! :p